Dark Light
Se puede fortalecer al PRI o simplemente se crea una especie de Frankeistein político

En Guerrero para muchos priistas el PRI ya está muerto, buscan ya como reacomodarse con otras corrientes políticas, partidos o liderazgos, algunos ya lo han hecho, otros andan muy desesperados por alguna ayuda o adopción política, aclaro, no hablo de la militancia, esa sigue fiel y con vida, esa es la que mantiene la esperanza a pesar de que en ocasiones no se le toma en cuenta; hubo quienes aprovechando la circunstancia mostraron deslealtad y traición y no me refiero al partido o a la ideología en sí, si no a las personas, a quienes los cobijaron y encumbraron, hay rupturas disfrazadas de alianzas, hay quienes insisten en ser y estar en primera fila.

Hablo de Guerrero, pero este escenario es común en otros Estados e inclusive a nivel nacional, hay grandes liderazgos que se alejaron o nulificaron, razones habrá, unas políticas otras personales, retiros forzosos o años sabáticos de la política, en Guerrero el PRI respira, lento y pausado, pero respira y puede revivir, agarrar una nueva bocanada de aire; hay grupos, hay liderazgos y mucha confrontación, hay quienes creen ya tener edad suficiente para ser cabeza de grupo, otros simplemente buscan ver qué ganan o cómo afectan de acuerdo a su interés, otros quedaron huérfanos y andan ofertando sus canicas al mejor postor, ya se manejan sin pudor político y solo exclaman “no le debo nada al PRI pues no me ayudo”, cuando su carrera política y hasta económica tiene su origen en el tricolor.

Hubo y hay quienes aprovechan los términos que justifican las nuevas formas de hacer política bajo la premisa de demócratas, progresistas o simplemente ya no se sienten representados y buscan otros colores partidarios a conveniencia, ejemplos sobran, en todos los partidos y siglas, PRD, PRI, PAN, MC y el de moda MORENA, la ideología pasó a ser una simple moral como el árbol de José N Santos.

Hablemos de grupos, hablemos de vigencias, hay 3 grupos representativos del PRI como tal, hay liderazgos que son ramificaciones de uno o mezcla de los grupos o liderazgos principales, sin demérito de su trabajo político, pero con una notable y limitada territorialidad e influencia o trabajo político que va de lo municipal a lo regional y estatal, mientras los principales tienen manejo nacional.

Así tenemos que Héctor Astudillo Flores es cabeza de grupo político estatal con relación en los círculos de la política nacional, como lo es Manuel Añorve Baños actual senador de la República con trascendencia estatal y con vigencia política nacional por sus relaciones y trabajo en el senado y el decano de la política Rubén Figueroa Alcocer, heredero de una tradición e historia política en Guerrero, con gran manejo e influencia en lo nacional. Puede cada quien colocarlos en niveles de importancia de a acuerdo a filias o fobias, de conveniencia o resentimiento, de empatía, amistad o mero sentimiento, lo innegable es que son los 3 grupos representativos del priismo estatal que tiene jugada y relaciones nacionales.

Se puede hablar de José Francisco Ruiz Massieu, de René Juárez, al fallecer, sus corrientes, tienen gentes, liderazgos y simpatizantes, pero ya carecen de la fuerza misma que deberían tener, unas corrientes por pasar a generar sus propias marcas, otros se perdieron en la historia y unos más pretenden seguir usufructuando el nombre, sin honrarlo y menos darle seguimiento fortaleza al legado de ellos.

Hay más grupos y nombres, alzan la mano, reclaman, demandan atención, algunos se sobrevaloran más en lo económico que en lo político, creen merecer un trato preferencial sin reconocer su territorialidad en su real dimensión, unos no pasan de tener territorio municipal, otros podrán tener cierta influencia estatal, limitada y tal vez confundan su trabajo institucional como funcionarios públicos de la administración estatal o federal, no es lo mismo hacer trabajo político por medio de las políticas públicas y sociales con recursos presupuestarios, a hacer política con el manejo personal y de partido para. lograr gestoría.

El PRI en Guerrero ni es gobierno y en esta circunstancia está en la disyuntiva de hacer política activa o pasiva, de lograr acuerdos, de reagruparse, de consensos y de acuerdos, de renovarse, de llamar a todos, de reconocer a todos, (desde el más humilde militante) de tener la humildad permanente sobre la soberbia que rechaza y divide, viene su elección de dirigencia estatal, no pueden jugar a la politiquería, ni al avasallamiento, o se hace política o se quedan en el conformismo y la simulación, se puede fortalecer al PRI o simplemente se crea una especie de Frankeistein político que será un remedo de partido, aun ganando elecciones, el PRI perderá hasta su identidad y se pierde la oportunidad de… Revivir al PRI

entradas relacionadas

Sí, pero no

Se habla de narco elecciones en algunos estados, tenemos el ejemplo de Tamaulipas, hay evidencias

El traidor

Las Cosas de la PolíticaMiguel Ángel Hernández Albarrán Y la política a la mexicana entra en la etapa…
Total
6
Share