Inicio Opinión Para él todo es una FARSA / Por: Miguel Hernández Albarrán

Para él todo es una FARSA / Por: Miguel Hernández Albarrán

5 minuto leer
0
356

Hay políticos farsantes y farsantes políticos y sus carreras y ejercicio del poder son una FARSA en toda la extensión de la palabra : 1. f. Obra de teatro cómica, generalmente breve y de carácter satírico.
2. f. Acción realizada para fingir o aparentar.
3. f. En el teatro antiguo, compañía de farsantes.
4. f. En el teatro antiguo, comedia (‖ obra dramática).
5. f. despect. Obra dramática desarreglada, chabacana y grotesca. (RAE), y como se ve es en este entramado en el que se encuentra la política de la llamada cuarta transformación y quien la dirige es farsantes y farsantes sus actores secundarios.

La farsa es también un esquema distractor de los temas importantes, busca ser parte de una catarsis acerca de temas específicos, polarizar posturas, opiniones y acciones, un farsante pasa de víctima a victimario de acuerdo aa su interés personal, es el ejemplo de la bipolaridad política que raya en la personalidad sociópata del individuo, el poder en ocasiones envilece a quien tiene como norma la revancha y la venganza como norma personal y éste ejemplo está latente en quien detenta la representación y dice ser el Estado.

En la edad media, una farsa era una pieza cómica, por lo general bastante breve, cuyo único objetivo era hacer reír a los espectadores. Las farsas surgieron en la época medieval, cuando los géneros teatrales dominantes eran los misterios y las moralidades, descripción que también encaja con nuestra realidad de la norma de la política a la mexicana según AMLO.

Ya mucho se ha hablado, escrito y hasta el exceso del debate en redes sociales, sobre la esquizofrenia política del líder de #4T sus implicaciones, sus negaciones, sus distracciones, su falta de ética y dignidad, lo mismo podemos decir de los actores y actrices secundarios de esta gran farsa, incluyendo a teloneros de sus mañaneras, hay quienes aplauden, otros critican y quieren que termine esta mala obra, muy pocos se salen de la misma, ¿cuanto va a durar?, mientras tenga suficiente dinero para repartir boletos y tarjetas del bienestar, tendrá público, a los beneficiarios sólo se les pide aplaudir y defender la obra, la farsa y lo demás es lo de menos.

Hay quienes ya lo podrán asistir o ser parte de la farsa y son bastantes miles de víctimas unas oficiales, otras con sub registró, hay víctimas directas y colaterales, ya sea en el sector salud (cáncer, desabasto de medicinas y pandemia) o por el crimen y la violencia, se tira el dinero y la corrupción es disfrazada semánticamente, al final de cuentas… Para él todo es una FARSA

PD. El telón puede tardar en caer y dar por terminada la obra, el final puede ser inesperado, esperemos no sea desastroso para la realidad de México y de nosotros.

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Editor
Cargue Más En Opinión
Comentarios cerrados

Mira además

Tres frentes abiertos, Ayotzinapa y la corrupción /Por Misraim Olea Echeverría

Tres movimientos sociales importantes han retado y, se vale decirlo, cimbrado el gobierno …