Guerrero es un referente en muchos eventos históricos de gran importancia en nuestro país y para los mexicanos, lo fue en nuestra Independencia y en la Revolución, antes, durante y posterior a estos hechos. Lo fue también en hechos de talla mundial, El Galón de Manila o Nao de China es una muestra, lo es también, de manera incidental según algunos registros, de Cien Años de Soledad de Gabriel García Márquez, quien se dirigía al puerto de Acapulco con su familia cuando en él surgió la inspiración para escribir su obra maestra. 

Sin duda hay más datos que confirman la importancia de Guerrero, y varios de sus municipios y localidades, que han influido de manera significativa en los registros que dan cuenta de la historia de México, Iguala y el labaro patrio, Chilpancingo y los Sentimientos de la Nación, Tecpan de Galeana como primer Provincia Libre de América, Taxco el Viejo y Taxco el Nuevo después de la Conquista, son solamente referencias, aunque se podría continuar extensamente señalando dicha importancia.

Ahora referiré el año de 1975 cuando por primera vez en el puerto de Acapulco, que en esa época le permitió a nuestro país convertirse en referencia en materia turística, se celebra el primer Tianguis Turístico, dando pie a una de las actividades económicas que sin duda marcó la pauta en el mundo para éste tipo eventos.

Hace algunos años la realización de éste magno evento cambió de anfitrión, con la idea, así fue explicado por las autoridades federales en turno, de dar la oportunidad a otros destinos turísticos de participar de dichas actividades. Más adelante se logró que Acapulco se convirtiera nuevamente en sede del mismo de manera itinerante cada dos años, las circunstancias así lo apremiaban.

Llegamos a 2019, uno puede salir a las calles del puerto, turistas o locales, y dar fe de una gran transformación de lugares públicos para recibir a compradores y vendedores de bienes y servicios en materia turística, las autoridades sin duda han trabajado arduamente para que eso suceda de la mejor manera, para que quede claro porque todo inició y debe seguir aquí.

Cada año, todos los días, los esfuerzos en materia turística son loables, pero para el Tianguis Turístico en su actual edición dichos esfuerzos se multiplicaron de manera significativa, no solamente en la imagen urbana y en infraestructura, ejemplos de ello sobran, si no también en la calidad de todos los servicios que se ofrecen a nuestros visitantes, cabeza de esos esfuerzos es el gobernador Héctor Astudillo, quien se dió a la tarea de estar al frente de los trabajos para que así fuera posible, sin duda esto se da por su visión de que Acapulco, y todo el estado, tienen el potencial de convertir un esfuerzo local en grandes resultados para nuestro país.

Es pues el Tianguis Turístico no solamente una oportunidad en materia turística y económica para el puerto de Acapulco, lo es también en materia económica y social para todos los guerrerenses, estos esfuerzos que encabeza el gobernador, respaldado por su gabinete, autoridades federales y municipales, puede ser también respaldado por cada uno de nosotros, de diferentes maneras, al final de cuentas en nuestros genes existe el don de servir, sabemos como hacer de este Tianguis algo nuestro, después de todo la historia nos respalda, nuestro espíritu nos fortalece y las futuras generaciones nos lo habrán de agradecer.

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Editor
Cargue Más En Opinión
Comentarios cerrados

Mira además

Tormentas intensas con descargas eléctricas en Guerrero

Debido a que al sur de las costas del estado se ubica una zona de inestabilidad, con proba…