La Secretaría de Salud Guerrero aclaró que el insecticida Clorpirifos al 13.64%que se utiliza contra el mosco Aedes Aegypti, transmisor del Dengue, Chikungunya y Zika no es peligroso para la salud humana.
El secretario de Salud Carlos de la Peña Pintos informó que este insecticida que desde 2010 se utiliza para el control del mosco transmisor, está avalado por la Organización Mundial de la Salud (OMS), la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y el Centro Nacional de Prevención y Control de Enfermedades (CENAPRECE), dependiente de la Secretaría de Salud, encargado de las enfermedades virales transmitidas por vector.
El funcionario mencionó que la versión sobre la nocividad del insecticida se ha manejado desde hace tiempo, pero que no debe haber temor entre la ciudadanía, porque a los trabajadores de Vectores que están en contacto con la sustancia se les realizan estudios periódicos para descartar alguna afectación y los resultados han sido negativos.
El secretario subrayó que el Dengue es una enfermedad cíclica y por eso se ha notado un repunte en la incidencia durante los últimos meses, pero que es un comportamiento natural no sólo en México sino en países de Latinoamérica.
Recordó que cuando inició la administración del gobernador Héctor Astudillo Flores había estadísticas muy altas que con trabajo preventivo se lograron disminuir en un 95 por ciento.
“De tener 1,800 casos entre 2015 y 2016, bajamos a 120 casos de Dengue el año pasado y no hubo Zika ni Chikungunya, es algo que se presenta de manera cíclica, por eso insistimos mucho en seguir participando junto con la comunidad, con la ciudadanía y con los Ayuntamientos, la base es la limpieza para evitar criaderos, aunque no siempre se logra al 100 porque hay determinantes sociales como el manejo de la basura, problemas de los mercados, circunstancias que influyen en la aparición de estas enfermedades y que afectan a la colectividad”, indicó.
El médico Carlos de la Peña reiteró el llamado a la ciudadanía para que no tengan temor al contacto con el aire donde se esparce el Clorpirifos, ya que a diferencia de su uso en plantaciones agrícolas donde se aplican altas cantidades, en acciones de control del Dengue las dosis son significativamente bajas que no ponen en riesgo la salud de la población.
“No hay ningún riesgo, nosotros no lo utilizaríamos si no estuviera permitido, de hecho estas sustancias nos llegan de nivel federal, así que no es perjudicial y la gente puede continuar participando, que abran sus ventanas para que cuando pase la fumigación las partículas puedan entrar y atacar al mosco adulto, pero lo fundamental es la eliminación de criaderos”, concluyó.

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Editor
Cargue Más En Destacada
Comentarios cerrados

Mira además

Asiste Añorve a la firma del Acuerdo para la Nueva Economía del Plástico en México

El Senador de la República, Manuel Añorve Baños, asistió a la firma del Acuerdo Nacional p…