En la ruta de preparación para la posible aplicación de la primera fase de reapertura económica el próximo 2 de julio, la administración del gobernador Héctor Astudillo continúa preparándose para lograr que a través de un esfuerzo conjunto, Guerrero retorne de manera paulatina, ordenada y escalonada a esta nueva etapa. Para ello, se ha dispuesto de una serie de medidas y protocolos, en los que la colaboración y esfuerzo de la población serán determinantes para lograr el éxito de esta estrategia.

Durante la transmisión diaria de las acciones para combatir el embate negativo del COVID-19, el jefe de la Oficina del Gobernador, Alejandro Bravo Abarca, hizo del conocimiento a la población de una serie de lineamientos, en los que se establece que de lograr alcanzar el semáforo naranja, se deberán acatar de manera estricta.

Con la presencia del secretario de Salud, Carlos de la Peña Pintos, el secretario de Finanzas y Administración, Tulio Pérez Calvo y la directora de Comunicación Social, Erika Lürhs Cortés, el jefe de la Oficina del Gobernador señaló que esta reapertura está planeada con mucha responsabilidad y tomando como referencia lo que se ha aplicado en otros estados con condiciones similares a las de Guerrero y sobre todo, siguiendo los lineamientos de la Secretaría de Salud Federal.

Sobre este punto estableció: “Es muy importante señalar que el hecho de que pasemos a semáforo naranja no significa que el virus ya se haya ido, el virus continúa y por ello tenemos que seguir tomando las medidas que ya se conocen. Esto pues es un equilibrio que se busca en la reapertura de la actividad comercial y la reactivación económica en el estado, a eso obedece poder hacer la reapertura de algunas de las actividades”.

 

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Editor
Cargue Más En Acapulco
Comentarios cerrados

Mira además

Gubernatura de Guerrero, entre Añorve y Felix, apunta encuesta de Massive Caller

El Covid19 ha acelerado el escenario electoral en Guerrero, estado que se prepara para ele…