Dark Light

Datos que debes borrar de tu Facebook ¡ya!

Se calcula que Facebook cuenta con unos 1,650 millones de usuarios activos al mes. Eso es mucha, mucha gente. Y aunque seguramente no todos están interesados en ti (no hay que ser megalómano), la probabilidad de que tu información caiga en las manos equivocadas es mayor.

El diario The Independent realizó algunos datos que es mejor no incluir en tu cuenta de Facebook, especialmente para resguardar tu seguridad e, incluso, la de tu familia. Aquí te contamos los más importantes:

Fotos e información de tu familia. Especialmente ten mucho cuidado con las fotografías y los datos que compartas de los niños (escuela, vacaciones, fechas de nacimiento), no sólo porque es información que puede hacer que otras personas ubiquen a tus hijos, sino porque quizá en unos años ellos te reprochen el tipo de fotografía e información que compartiste con tus contactos… y con justa razón.

Tu fecha de cumpleaños. Parece un dato inocente que sirve solamente para que tus contactos llenen tu muro de mensajes en la feliz fecha, pero en realidad puede ser la llave para tener acceso a otras cuentas personales o bancarias, particularmente si tienes la mala costumbre de ligar tus contraseñas con tu fecha de cumpleaños o la de algún miembro de tu familia. Eliminar la fecha de cumpleaños de tu cuenta te evitará posibles hackeos y te ahorrará el tiempo que dedicas a responder los mensajes de felicitación.

La dirección de tu casa, tu teléfono y tu ubicación. Obviamente no quieres que todo mundo se entere dónde vives, ni siquiera cuando vas a realizar un evento familiar. Aunque tus contactos en Facebook sean de toda tu confianza, no sabes cuando alguien más puede tener acceso a sus cuentas y, por ende, a toda tu información, incluyendo tu número telefónico.

Lo mismo ocurre con las herramientas que publican tu ubicación en tu muro: ¿de verdad necesitas que tus contactos de Facebook sepan cuando sales de la oficina, cuando vas a almorzar, cuando vas al cine o cuando ya estás en casa?

Tus intereses. Además de ser información valiosa para que los anunciantes te llenen de banners y ads, personas malintencionadas pueden fácilmente deducir en qué andas y con quién a través de esta información.

Dónde trabajaste y dónde estudiaste. Aunque Facebook es una muy buena herramienta para encontrar a excompañeros de escuela que no has visto en 20 años, le facilitas a personas mal intencionadas que te rastreen y que rastreen a tu familia. Si quieres agregar a un excompañero de trabajo o escuela, mejor búscalo a través de otros contactos, o directamente por su nombre y no por la institución en la que coincidieron.

Tus vacaciones. ¡Qué bueno que te puedes dar unos días de descanso! Pero presumirlo en Facebook no sólo te hace fácilmente ubicable, sino que se sabe que tu casa está sola; una oportunidad perfecta para los especialistas en robo. De hecho, algunas aseguradoras en Estados Unidos no cubren los gastos por robo si publicaste en Facebook datos de tus vacaciones.

Datos bancarios. Esto es más que obvio, pero de todos modos ocurre. Trata de no enviar información de tus cuentas bancarias a otras personas por Facebook. Usa medios más seguros porque este error sí que te puede salir caro.

 

Vía: La opinión

Deja un comentario

entradas relacionadas

Primeros auxilios psicológicos ante la depresión

El cerebro de una persona con depresión funciona diferente; le cuesta encender todas sus zonas. Por este motivo, cuando el trastorno ha persistido muchos años, se recetan fármacos para ayudar a la activación de todas las áreas
Total
0
Share