Inicio Opinión ¿Corrupción 3.0? / Por: Miguel Hernández Albarrán

¿Corrupción 3.0? / Por: Miguel Hernández Albarrán

6 minuto leer
0
217

Las cosas de la política

(En el constante evolucionar que se da en el mundo tecnológico, la idea de web 3.0 se refiere a una web capaz de interpretar e interconectar un mayor número de datos, lo que permitirá un aumento de interactividad y significado.)

Valga esta definición para dar el concepto al que pretendo referirme.La corrupción ahora es así, más fácil y cínica, rápida en su ejecución y con el uso indiscriminado de las redes sociales para justificarla y defenderla de manera impune y mentirosa

De la «solución somos todos» José López Portillo llegamos a la ”corrupción somos todos» de López Obrador y su cuarta transformación, se habló de acabar con la corrupción, de barrer las escaleras de arriba para abajo y de no permitir el amiguismo, el compadrazgo, la impunidad y hasta con la violencia, buenas intenciones que han quedado en meras intenciones o a lo más han cambiado las definiciones, la corrupción no tan sólo sigue , sino que se ha vuelto parte del todo en la era AMLO.

Si hablamos de impunidad, ahí hay corrupción, la omisión también pasa por la corrupción misma, el corrupto utiliza la distracción para señalar a otros y evitar que sus corruptelas sean señaladas, los distractores son la constante, la confrontación y polarización son sinónimos de la omisión y la comisión de la corrupción de quién detenta el poder político del Estado y en este sentido hay que ocuparse y preocuparse, porque no solo la corrupción es tal, que es evidencia diaria, si no que algo se les ha salido de control y no hayan como justificar su ignorancia, inexperiencia y sobretodo su responsabilidad.

La CORRUPCIÓN 3.0 está en la cuarta transformación que no tan sólo es la norma en la opacidad de la entrega de contratos, compras directas o «moches» a empresarios, más allá de la «casa Bartlett» o los respiradores a sobreprecio, lo de Ana Guevara es pecata minuta , el corromper a las fuerzas armadas es parte del desmantelamiento de la incipiente democracia, un decreto que militariza al país suena mas a control de ciudadanos que a combate al crimen organizado, al cual se le ha otorgado total impunidad.

Comprar a las fuerzas armadas con dinero público haciéndolos creer que son parte de la construcción o reconstrucción de un nuevo proyecto de nación, no es más que corromper a los altos mandos por la vía del privilegio económico, a cambio de su mansedumbre y sometimiento al capricho de quien se cree ser el Estado mismo, la traición es corrupción como corruptos son los traidores y en esa definición ya entran diputados y senadores afines a López Obrador, claro que no son los únicos, ¿ o no?.

PD. El buscar la confrontación permanente de «todos contra todos» nos demuestra la razón de quien busca venganza más que revancha ,locura más que cordura y sobretodo un solo fin la CORRUPCIÓN como norma de vida en todo contexto personal y esta es la descripción perfecta y real de Andrés Manuel López Obrador

Cargue Artículos Más Relacionados
Cargue Más Por Editor
Cargue Más En Opinión
Comentarios cerrados

Mira además

Tequila adulterado deja 8 muertos en Guerrero, en Puebla la producción clandestina

La Secretaría de Salud del estado de Guerrero informó que ocho personas han fallecido por …